Terapia familiar--> Parejas--> Mediación y Procesos de separación

Descripción

La mediación es un proceso de resolución de conflictos familiares. El mediador ayuda a la pareja, casada o no, a conseguir acuerdos para que su separación o divorcio se realice de la forma menos conflictiva posible, pero también a resolver otro tipo de conflictos. El proceso de mediación pretende restaurar la comunicación y preservar las relaciones entre los miembros de la familia en conflicto y si ello no es posible, prevenir las consecuencias de la disolución del grupo familiar.

Objetivos del proceso de mediación:

  • Generar el contexto adecuado para el diálogo entre la pareja sobre sus desacuerdos.

  • Valorar el coste emocional para cada uno de los miembros.

  • Tener en cuenta la preocupación que el conflicto de la pareja va a suponer para los hijos, caso de haberlos.

  • Trabajar para que padre y madre continúen siendo padres después de la separación.

  • Crear bases sólidas para conseguir acuerdos duraderos